A propósito de las elecciones en el Perú: Ética y lealtades con el Perú

Lo que los peruanos no quieren ver, oir o hablar..?
Jorge Y Gonzales Lara
A propósito de las elecciones en el Perú
Ética y lealtades con el Perú




El peligro de la doble ciudadanía en el cargo político y público de presidente, congresista, embajador o diplomático puede ser usado para evadir las responsabilidades públicas, políticas y refugiarse en otra nacionalidad o ciudadanía.
Muchas veces se han preguntado por qué el peruano prefiere a un personaje de origen extranjero para gobernarte, y las respuestas son las más inverosímiles que esconden el racismo encubierto contra ellos mismos, y prefieren verse reflejados en otras etnias y razas. Piensan que el japonés es más inteligente que ellos aun que le llaman el chino. Desconocen que el imperio japonés una vez quiso gobernar el mundo.

Hoy los peruanos tienen a Keiko Fujimori, una candidata casada con un extranjero desempleado, y el hermano menor Kenji candidato al congreso, que se mostro en un video abusando de un perrito. El padre Alberto Fujimori, se caso con una empresaria japonés para evadir la justicia, y luego fue candidato por el Partido del Pueblo del Japón y no tuvo la menor decencia de renunciar vía fax, luego de escapar del Perú y presentarse como candidato por otro país. ¿Los peruanos tienen alguna idea de lo que representa en la comunidad internacional? La respuesta es obvia. NO.

Una sociedad donde las leyes son letra muerta, y el linchamiento es la forma de justicia, donde todos pueden robar, porque es parte de su cultura política, robar luz, robar agua, invadir zonas arqueológicas, destruir la propiedad privada y los políticos convertir un festín del estado, donde La Plata Llega Sola, frase célebre de un mandatario peruano. Estas y otras son las cosas irracionales en un país donde Todas las Sangres suele ser solo una frase hueca.

Otro candidato es Pedro Pablo Kuczynski que ha admitido tener la ciudadanía norteamericana desde 1982, y aliado del ex embajador estadounidense en el Perú, James Curtis Struble, que admitió a los medios de comunicación que solo renunciara si gana. Donde la ética y la lealtad al Perú es una frase hueca. Un candidato no puede ser aliado de un país extranjero, el estadista político tiene que tener su propio perfil porque representa una nación, su lealtad y respecto son con la constitución política del Perú. Los peruanos lo perciben como el gringo, que fue ministro de economía teniendo una doble ciudadanía, el silencio cómplice de los políticos, la prensa y los ciudadanos peruanos. El ministro de economía de una nación mantuvo en secreto su doble ciudadanía. Es lo más inverosímil en el mundo moderno, pero solo ocurre en el Perú.

El sentido común y la dignidad han sido remplazados por la irracionalidad social. Candidatos con doble ciudadanía quieren ocupar puesto político y públicos como congresistas, magistrados, ministros, miembros al tribunal constitucional, fiscal de la nación y defensor del pueblo. El conflicto ético se presenta si el peruano de nacimiento con doble ciudadanía es designado para una función pública que exige la representación del Perú en el país de su segunda ciudadanía. Esto crea un conflicto de intereses: ¿A qué país está representando realmente el funcionario cuando ingresa a dicho territorio? ¿Para con quien está sus lealtades? Es una cuestión de ética y principios con la Constitución y la Carta Magna del Perú y los peruanos de todas las sangres.

Popular posts from this blog

Las Pandillas en el Peru : Los jóvenes invisibles & los pandilleros visibles

CRIMEN DE LESA HUMANIDAD EN EL PERU: Definiendo el crimen contra la humanidad

Conversando con Chantal Toledo Karp